Skip to main content
artículosComunicacionDesarrollo personalDesarrollo ProfesionalTrabajo

¿Cómo Ser Un Buen Líder? Claves Y Herramientas

By 22/02/2021No Comments

¿Quieres saber cómo ser un buen líder pero no has encontrado las claves y las herramientas que te puedan ayudar?

Sea cual sea tu situación leer este artículo te aportará la información que necesitas si estabas buscando información respecto al liderazgo.

No olvides que todas las claves también te servirán para el ámbito más personal, puedes ser un gran líder en tus círculos sociales, saber conmover, saber convencer, resultar carismática e influyente.

Las claves para saber liderar se basan en la confianza que transmites a tu equipo y la manera de motivar de manera personalizada.

¡VAMOS A ELLO!

1.¿QUÉ TIENE UN BUEN LÍDER?

Esta es una pregunta muy frecuente…

No tengas prisa por resolverla, por el momento aprende de todo lo que puedas en este artículo ya que muchas veces no tenemos claro ni lo que significa ser un líder realmente.

¿Y tú? ¿Eres un buen líder?

¡Vamos a comprobarlo!

¡Haz el test de liderazgo!

Primero entérate de si eres un buen líder.

Para eso, te dejamos este link a un test de liderazgo para que tú mismo sepas en qué posición te encuentras respecto a este rasgo.

CLICK AQUÍ: Test De Liderazgo

¿Jefe o líder?

Es importante saber qué significa ser jefe y qué significa ser líder para saber qué habilidades te conviene aprender, para saber lo que estás haciendo bien y lo que no, para cambiar y mejorar y para lograr influir más y mejor en tu equipo.

Si tu personalidad se corresponde con la de jefe, ¡no te alarmes! Las conductas para que el vínculo con tu equipo mejore se educan. Nadie nace siendo experto. Puedes aprender a ser un buen líder.

2.¿CÓMO PUEDO SER UN BUEN LÍDER? CLAVES PARA CONSEGUIRLO

¡Hemos llegado! La parte en la que vas a conocer las claves para ser un buen líder.

De nada sirve leer nuestro artículo y no aplicarlo, no habrá ningún cambio.

Si crees que tu forma de liderar no es la correcta y quieres cambiar algo te daremos algunas herramientas que te acercarán al líder que quieres ser.

1. No te recrees en tu enfado cuando tu equipo haga las cosas mal

Dirigir un equipo y estar en primera línea no es fácil. Puedes sentir bastante presión. Cuando las cosas no salen como tú quieres o tu equipo no actúa según tus expectativas, es probable que te enfades.

Pero el camino de la orientación en vez del enfado, beneficiará tu salud y la de la empresa.

Toma el camino de orientar y dirigir a tu equipo.

Hazte la pregunta:

  1. ¿Qué responsabilidad tengo yo?

  2. Evalúa qué es lo que han hecho mal

  3. Piensa en la forma correcta de hacerlo.

  4. Lánzale la propuesta en positivo. Pregúntale porque no lo hizo así, qué tipo de problemas tuvo, y proponle de manera positiva, fácil y específica como tiene que hacerlo.

  5. Puedes también plantearle la pregunta: ¿De qué otra forma lo podías haber hecho?

Así será él quien encuentre la respuesta, y será más fácil que se comprometa con ella.

Vamos a poner estos pasos en práctica:

Se da la situación en la que uno de los empleados critica mucho a los demás que conforman el equipo, siempre se está excusando de su falta de productividad, la mayoría de veces con mentiras.

Como líder, reúnete con él y exponle el problema de forma calmada y sin ataques ni reproches. Eso sí, siendo claro en todo momento.

Por ejemplo, “Sé que tienes mucho potencial, por eso te quiero en mi equipo, pero hay algo que debes rectificar y modificar, no te preocupes que yo te voy a ayudar.”

A partir de ese momento, puedes darle ideas de los primeros pasos que puede tomar para afrontar el problema.

“Debes centrarte en ti, en tus tareas, quejarte de tus compañeros solo hará que el ambiente empeore. Puedes pedirle ayuda al equipo y trabajar de manera cooperativa, será más fácil para todos. Tú también les podrás dar grandes ideas a ellos.”

Se comprometerá de forma total, cuando vea que tras aplicar esos consejos, la relación con el equipo mejora.

Recuerda que la comunicación y las herramientas que utilices para relacionarte con tu equipo son aumentadores de probabilidad, no te aseguramos que lo que esperas suceda, pero si que aumente la probabilidad, que estés más cerca.

Muchas veces el problema o el conflicto es más complejo, si es así puedes ponerte en contacto con nosotros para que te ayudemos.

2. Naturaliza el conflicto

El conflicto es natural en el ámbito laboral.

Normaliza el conflicto y responsabilízate de gestionarlo para que lo que ocurra se parezca a lo que quieres que suceda.

En una empresa sana hay disputas y puntos diferentes de vista.

Tu labor como líder es saber manejar emocionalmente la situación.

En el día a día, convivimos con personas con las que no tenemos los mismos ideales, puntos de vista…

¡En el trabajo igual! Lo importante es que las opiniones se den desde el respeto y con una intención de mejorar.

Para eso, sigue bajando y te encontrarás con los pasos para ser asertivo, la mejor forma de comunicación en estos casos. (Se encuentra en la 4ª clave).

3. Se un ejemplo

Si tu equipo te admira, el trabajo será mucho más fluido ya que confiarán en ti. La finalidad es acercarnos a ser inspiración.

Imagina una situación en la que como líder exiges puntualidad y compromiso a tu equipo, sin embargo, siempre te demoras y te justificas constantemente.

Si tu equipo es puntual, será por compromiso y obediencia en este caso. No te verán como un igual al que admiran, si no como un jefe estricto.

Siempre que busques cambiar ciertas conductas o lanzar propuestas, observa antes cómo estás actuando tú y si lo que estás pidiendo es coherente con cómo tú te comportas.

Entendemos que eres el líder, el jefe, y que como tal tienes unos privilegios, por todo el esfuerzo que haces en mantener y cuidar de la empresa, aun así, el equipo funcionará mejor y se comprometerá más si actúas de manera coherente con lo que a ellos le estamos demandando]

Te dejo aquí un ejercicio sencillo:

  • Haz una lista con cómo te gustaría que fuese tu equipo (piensa en tu equipo ideal). Define las actitudes que te gustaría que tuvieran o las acciones que te gustaría que desempeñarán. Puedes hacer esta tabla más concreta pensando en lugar de por el equipo, por cada miembro de la empresa o del grupo.

  • Haz otra lista definiéndote a ti como jefe.

  • Aquí te dejo un ejemplo para que sea más fácil ponerlo en práctica, ¡Complétalo acorde a tu equipo y tu personalidad!

4. ¡Se asertivo!

¿Alguna vez te has parado a pensar la forma en la que te comunicas? El tipo de comunicación influye directamente en el tipo de relación que mantienes con tu entorno.

La asertividad la podemos definir a grandes rasgos como el punto medio entre la comunicación pasiva y agresiva.

La asertividad es la habilidad para exponer mis deseos. Se basa en la empatía, en entender al otro, en convencer con mis propuestas y afrontar el conflicto negociando una solución.

En Psicología y Comunicación nos encanta la asertividad y al ser expertos en comunicación suele ser un tema tratado con nuestros clientes.

En muchas ocasiones vienen a que les ayudemos personas que sienten que necesitan mejorar su comunicación y por lo tanto necesitan ser más asertivos.

Con ellos utilizamos herramientas, hacemos ejercicios y aplicamos técnicas para mejorar en este aspecto.

Una de esas herramientas y una de las más poderosas es la aplicación de la fórmula de la asertividad.

Aplicar la fórmula a situaciones concretas de la persona les hace interiorizarla más y por lo tanto acercarse más a la asertividad.

Os dejamos por aquí un artículo reciente que está especialmente enfocado en ello. Aun así vamos a ver como sería la fórmula y alguna situación en la que aplicarla.

CLICK AQUÍ: ¿Cómo Puedo Mejorar Mi Asertividad? La Fórmula Secreta?

El superpoder de la asertividad. ¡La fórmula (resumida)!

        1. Hacer una afirmación real indiscutible de lo que ha pasado. Intenta ser lo más objetivo.
        2. Ponte en el lugar del otro, intenta justificar por qué ha hecho lo que ha hecho.

        3. Explicar por qué es un problema para ti.

        4. Concretar qué es lo que quiero.

        5. Exponer las consecuencias positivas de actuar de la forma que estoy proponiendo.

        6. Explica las consecuencias negativas de seguir actuando como no te gusta.

¡Vamos a llevar estas claves al día a día!

He quedado con uno de mis mejores amigos, pero como de costumbre, a última hora, me dice que no puede quedar, que le ha surgido un compromiso. Es algo que hace muy a menudo y ya empiezo a estar bastante molesto.

Decido actuar de manera asertiva, le llamo y expongo la situación objetiva ”es la tercera vez en el mes que cancelas la quedada”.

Intento justificar su error: ”Sé que eres una persona ocupada y con más compromisos”.

Le explico por qué es un problema para mi ”Yo también tengo más compromisos y si cancelas un plan a última hora a mí no me da tiempo a organizarme con todas mis tareas”

Concretar qué es lo que quiero «Me gustaría que te comprometieras más con los planes que haces y si cancelas la quedada, que sea con un día de antelación.”

Expongo las consecuencias positivas de actuar como estoy proponiendo ”Estaré mucho más a gusto contigo, tendré más ganas de quedar, disfrutaremos más..”

Por último, explico las consecuencias negativas de actuar como me está molestando ”Al final dejaré de tener ganas de quedar y nuestra amistad se irá enfriando”

Espero que este caso práctico te haya ayudado a sintetizar bien los pasos para ponernos en práctica ¿A qué esperas?

Si quieres saber más sobre asertividad, MIRA ESTE VÍDEO:

3. ENCUENTRA LA MOTIVACIÓN DE TU EQUIPO ¡LA PRODUCTIVIDAD AUMENTARÁ!

¿Qué perfil tiene mi empleado?¿Cómo lo motivo?

No puedes motivar a todo el equipo de la misma manera. Cada uno tiene sus carencias, sus habilidades, sus problemas, sus aspiraciones…

Cada día el equipo se transforma. Al igual que nosotros que cambiamos a lo largo del tiempo y según nuestro contexto.

En definitiva, nuestra relación con los empleados es asimétrica, cada uno tiene un contexto.

Por eso, es importante identificar qué prototipo es cada uno, de donde proviene su motivación intrínseca:

REALIZACIÓN

Si la motivación de tu empleado es la realización, haz ver que su papel beneficia mucho al equipo.

Por lo general es una persona que le gusta experimentar.

Por otro lado, debes ofrecerle formación constante, cursos de su interés etc…

RECONOCIMIENTO

Prémiale con mensajes como: «Eres en el que más confío del equipo” y poniéndolo como ejemplo a la hora de conseguir los objetivos.

RESPONSABILIDAD

En este caso, confía asuntos de gran importancia, siempre y cuando no suponga un sobreesfuerzo mayor.

Por ejemplo, sería una persona apta para ser el encargado/a de tu equipo.

Hay personas que no se identifican con estos modelos, ¿Cómo los motivo?

¡Hay una clave que nunca falla! El REFUERZO POSITIVO, es muy efectivo y sencillo de utilizar. ¿En qué consiste?

El refuerzo positivo consiste en recompensar una conducta después de que esta se lleve a cabo. Esto provocará que esa conducta se repita.

Claves hacer un refuerzo positivo:

  • El refuerzo debe ser diferente para cada persona, concreto en cada caso ¡Cada persona tiene sus intereses propios! (Aquí podemos inferir en el punto anterior con los ejemplos de los tipos de motivación).

  • Se honesto, refuerza desde la coherencia. No intentes premiar actos “aleatorios” para motivar sin sentido. ¡Pueden ser pequeñas cosas!, pero que tengan repercusión positiva en el equipo.

Por ejemplo, puedes premiar la buena gestión de una tarea mediante un correo.

Gracias a la colaboración e implicación de los trabajadores la productividad aumentará y la situación de cada empleado también lo hará

Esta manera de comunicar funciona mejor que el castigo. Tu equipo tendrá una predisposición a recibir tus mensajes mucho más abierta y positiva.

4.UNA VEZ MOTIVADOS ¡PLANIFICA!

¿Te has sentido abrumado por todas las tareas a llevar a cabo? ¿Piensas que podrías ser mucho más productivo y aprovechar tu potencial?

La productividad podríamos definirla como la correcta combinación de motivación y planificación.

Te hemos dado claves para mejorar la motivación, ¡ahora toca saber planificarse!

La matriz de Eisenhower es una representación gráfica muy sencilla de cómo organizar nuestro tiempo según la importancia de las tareas.

  1. Cuadrante I (importante y urgente): es al que menos tiempo deberías dedicarle, ya que significa que has dejado tareas vitales para el último momento.

No obstante, si has procrastinado, debes resolver inmediatamente las tareas pendientes que entrarían en este cuadrante.

  1. Cuadrante II (importante pero no urgente): una persona con alta efectividad de producción le dedica mucho tiempo a este apartado.
  2. Cuadrante III (Urgente pero no importante): al no ser tareas importantes se suelen hacer con menos énfasis, pero no podemos olvidarnos de ellas. Una buena forma de organizarse es apuntarlas en nuestra agenda con antelación.

  3. Cuadrante IV (No urgente y No importante): son tareas que puedes posponer, incluso si no son de aportación, retirarlas.

Recordemos: ¡Si todo es urgente, nada es importante! Es mejor centrarse en la calidad de las tareas importantes y no intentar abarcar un gran número de ellas.

Si tu fuerte no es la planificación y quieres saber más acerca de este método, te dejo este artículo:

Qué es la matriz del tiempo de Eisenhower y cómo usarla para organizarte mejor

¿CÓMO FIDELIZO A MIS EMPLEADOS?

¡Una vez motivado el equipo fideliza a tus empleados!

Ten en cuenta que con la motivación has conseguido que sean más eficientes, por lo tanto, la productividad será mayor.

Es imprescindible que una vez formado un buen equipo se mantenga a lo largo del tiempo, ¿Cómo los fidelizo?:

  • Cambia el foco.

Como hemos explicado en el refuerzo positivo, recalcar los logros y no centrarnos siempre en los fallos mantendrá al equipo con motivación.

Por ejemplo, haz una reunión semanal para ver los objetivos semanales.

  • Se accesible.

Quita las barreras a la hora de comunicar. El equipo tiene que sentir que puede contar contigo. Tu papel por tanto es activo.

Por ejemplo, si tienes tu propio despacho, intenta mantener siempre la puerta abierta, darás una imagen más cercana y será más fácil comunicarse con la figura del líder.

Conoce en otros ámbitos a tu equipo, podéis ir a tomar algo, hacer deporte.

A parte de mejorar la comunicación, podrás comprobar si los valores y principios de cada persona son compatibles con los principios de la empresa.

  • Haz que tu equipo también delegue.

Un buen líder no necesita ser siempre el director.

Piensa en gente de tu equipo que sepa, pueda y quiera delegar.

Los colaboradores se sentirán más implicados en el funcionamiento.

Verán su importancia en la empresa y se sentirán más seguros a la hora de seguir en la empresa

5.¿QUÉ HAGO CON TODA ESTA INFORMACIÓN?

¡Llegado a este punto ya puedes ponerte manos a la obra!

Empieza a poner en práctica estas claves y experimenta el cambio que se dará en el equipo.

No te agobies si al principio te cuesta poner en práctica todo, ¡poco a poco! Ya verás que pasado un tiempo interiorizarás muchos pasos y se hará todo más sencillo e innato.

Cuando experimentes las consecuencias positivas de aplicar las claves, mejorará tu autoestima y te verás más seguro en la figura de líder.

Como dijo Sam Walton «Los líderes sobresalientes salen de su camino para potenciar la autoestima de su personal. Si las personas creen en sí mismas, es increíble lo que pueden lograr«.

Para conseguir una buena autoestima es necesario ayudar a los demás a conseguirla.

Una autoestima alta y un equipo que confía en si mismo es una ventana hacia el logro, incluso en conflictos personales.

Si te interesan temas relacionados con la confianza y la autoestima y quieres aprender más sobre ello, mejorar tu autoestima o tu confianza te recomiendo un artículo nuestro y otro que no lo es para que puedas informarte bien.

CLICK AQUÍ: ¿Cómo Mejorar Mi Autoestima Para Siempre?

CLICK AQUÍ: 10 Técnicas Para Mejorar Tu Autoestima

En nuestras sesiones de Confianza tratamos estos temas al detalle, nos encanta y se nos hace muy bonito poder ayudar a personas a mejorar su autoestima y confianza para que así puedan afrontar la vida de otra manera.

 

Por: MARTA VERES

 

Psicología y Comunicación

 

 

 

Psicología y Comunicación

 

 

 

psicologia_y_comunicacion

5 1 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments
0
Would love your thoughts, please comment.x
()
x